El Departamento de Traducción es el departamento de mayor dimensión del Centro y en el que se concentra más de la mitad de su plantilla. Lo componen tres grupos lingüísticos y la Sección de Relaciones Exteriores y Comunicación.

Secciones Lingüísticas: los traductores

Cada Sección Lingüística se subdivide en equipos de traducción, uno para cada lengua oficial de la UE. El tamaño de los distintos equipos varía con arreglo a la carga de trabajo de traducción a cada una de las lenguas de destino. Todos los traductores traducen a su lengua materna, y su formación académica es diversa, en su mayoría relacionada con el ámbito lingüístico.

A los traductores se les ofrecen actividades de formación a lo largo de su carrera profesional en el Centro, tanto en lo que atañe al aprendizaje de lenguas (ampliación de las destrezas lingüísticas existentes y adquisición de nuevas lenguas) como a las tareas relacionadas específicamente con los clientes.

Los traductores internos traducen y revisan también las marcas. Asimismo, subtitulan vídeos, elaboran glosarios y contribuyen a la base terminológica interinstitucional IATE.

Como lingüistas, los traductores internos garantizan la calidad lingüística de las traducciones realizadas. Así ocurre tanto con los textos traducidos internamente como con los que se externalizan a proveedores de servicios lingüísticos externos especializados.

Mediante su modelo de actividad basado en la externalización y el control de calidad interno, el Centro se ha convertido en una institución de referencia en lo que se refiere a todos los aspectos del proceso de revisión.